PRESENTACION DE MI LIBRO”HISTORIAS DESDE MI INTERIOR” POR EL ESCRITOR Y POETA JORGE DIAZ LEZA, EL 26-10-17 EN CAFE LIBERTAD 8.

Estamos aquí esta tarde para celebrar el nacimiento del libro de Elena González “Historias desde mi interior”. Obviamente, el título no es casual, ya que remite claramente a la esencia de este conjunto de relatos. En ellos, al menos en mi opinión y percepción de la obra, mediante la utilización de personajes muy cercanos a la autora en sus sentimientos y experiencias vitales, Elena nos habla de su relación con el mundo. Así pues, lo que primero podríamos destacar es su alta carga de lirismo y subjetividad; lo que provoca que tampoco resulte casual que la autora se haya dedicado y siga dedicándose a la poesía, teniendo un total de seis libros de versos publicados. De este modo, Elena afronta el relato como afronta la poesía: buceando entre las turbulentas las aguas de su espíritu, dibujando con trazo firme el paisaje de su alma. Tal vez el relato donde más claramente se percibe esta escritura tan personal y autobiográfica sea el titulado LA OBSESIÓN DE NOELIA, donde la conflictiva relación con el tabaco de la protagonista le lleva a adoptar finalmente un comportamiento extremo (aunque lógicamente no voy a desvelar a ustedes el final de la historia), el libro es, como decía, una visión del mundo; una percepción que, a mi manera de ver, recuerda muchísimo a la filosofía existencialista. Les confesaré una cosa: para mi Elena siempre desprendió ese aire misterioso de intelectual existencialista de los años 50. E incluso yo diría que, tal vez, de nacionalidad francesa y origen parisino. Y este libro me ha reafirmado en esta percepción, en esta idea de que Elena es, en el fondo, una existencialista, aunque nunca hasta hoy se lo haya confesado. “El hombre es un ser arrojado al mundo”, decían los filósofos y escritores existencialistas. Y, en mi opinión, en muchos de los personajes de Elena González se percibe esta característica de seres arrojados. De este modo, en cuentos como HORTENSIA Y LA MUERTE, KATIA Y EL ORGANILLO o LA MADRE DE ÚRSULA Elena nos habla del carácter repentino, absurdo y cruel de la muerte, cuyo sentido se nos escapa, dejando en su lugar un enorme vacío y una irrefrenable angustia. También, en este sentido, podríamos citar el cuento RECORRIDOS DE UNA MALETA, donde se nos habla del terrorismo yihadista y de la también cruel y absurda muerte de una serie de personajes a causa de esta lacra mundial tan preocupante en estos momentos. Así mismo, el discurrir angustioso del tiempo, la decrepitud, y el sinsentido del paso por el mundo de todos nosotros, podemos vislumbrarlo en relatos como LA JUBILACIÓN DE OBDULIA, LA ABUELA DE MARCOS o WALDERTRUDIS Y EL PASO DEL TIEMPO. Pero, como ocurre en la vida, y no olvidemos que este conjunto de relatos es un libro que en esencia retrata la vida, no todo es tétrico y terrible. Ya que también hay sitio para el humor y la ironía en cuentos como EL MARIDO DE MANUELA o EL HIJO DE FELISA y aunque se trata de una obra predominantemente realista, también lo hay para la fantasía y el sueño en relatos como EL PIANO DE ANA, LA HIJA DE CECILIA o LA MADRE DE ELENA, relatos estos dos últimos a los que me referiré más adelante. Y por supuesto, en el libro, también la pasión ocupa un lugar muy destacado. Tanto en el sentido negativo de la misma, por ejemplo, cuando la autora nos describe las consecuencias terribles de los celos en el relato los CELOS DE EUSEBIO, como en el sentido positivo, cuando nos habla del Amor. No encontrarán ustedes en este libro referencias al Amor solamente en el sentido más habitual; es decir, como expresión de una relación de pareja, ya que, para Elena González el Amor va mucho más allá. Ella nos habla de amor en este sentido, pero también en el de amistad verdadera y, sobre todo, en el de amor filial. Y lo más importante, se trata de un amor que vence a la muerte y que, en cierto sentido, en algunos relatos, supone una superación de su pesimismo existencialista. Relatos como LA HIJA DE CECILIA o LA MADRE DE ELENA, ya citados anteriormente en mi  exposición, son muestras claras de esto que trato de decirles. El tema del Amor más allá de la muerte es habitual en la literatura clásica. ¿Quién no ha leído alguna vez los versos de Francisco de Quevedo “polvo serán, más polvo enamorado”, siendo este uno de los sonetos más famosos de la literatura española? O el mito de Orfeo, si nos remontamos a la mitología griega. O el romance de El Conde Niño, si nos referimos al romancero viejo castellano. O La Divina Comedia de Dante, en el Renacimiento. Sin contar los innumerables poemas y obras del periodo romántico como la Dama de las Camelias de Alejandro Dumas hijo. Sin embargo, Elena actualiza este tema clásico, modernizándolo para acercarlo al lector o lectora actual; haciéndolo, por lo tanto, más asequible a todos y a todas en esta segunda década del siglo XXI. Como ya he dicho anteriormente Elena González se ha prodigado en el campo de la poesía con seis libros publicados participando además en múltiples antologías. Este libro supone su primera inmersión en el relato con una gran brillantez, acierto y sensibilidad. Esperemos pues que no sea el último y que finalmente las publicaciones de narrativa superen (o al menos igualen) a las de poesía.

Muchas gracias.

Jorge Díaz Leza

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s